IAPH. Instituto Andaluz del Patrimonio Historico

Bienvenido 03/12/2016

English | Español

Ayuda | Directorio | Contacto | Mapa

A+|A-

Enviar a un amigo

Imprimir

Junta de Andalucía Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico Consejería de Cultura Logo del Instituto andaluz del Patrimonio histórico

Arquitectura Contemporánea de Andalucía

Búsqueda

NAVEGACIÓN
  • Informe
NAVEGACIÓN DE REGISTROS 1 de 17| primera imagen anterior siguiente última imagen
Imagen de Ayuntamiento, biblioteca y plaza de Camas Más imágenes + Información

IDENTIFICACIÓN

Denominación: Ayuntamiento, biblioteca y plaza de Camas
Otras denominaciones:Biblioteca Pública Rafael Alberti Código: 410210015
Provincia: Sevilla
Municipio: Camas
Dirección y vías de acceso: Plaza Nuestra Señora de los Dolores S/N

DESCRIPCIÓN

Tipologías Actividades Cronología
Bibliotecas Actividad cultural 1984
Casas consistoriales Gestión administrativa 1984

Agentes
Tipo Nombre Actuación Fecha
Diseñadores Díez Vázquez, Pilar Redacción del Proyecto 01/01/1984
Arquitectos Noguerol del Río Alberto Redacción del Proyecto y dirección de la obra 01/01/1984
Arquitectos Candelera Mora, José Antonio Colaborador en la dirección de la obra 01/01/1984
Arquitectos Cueto Martínez de Baños, Rafael Colaborador en la dirección de la obra 01/01/1984

Descripción

La demolición en el centro de Camas de un antiguo almacén da pie a la convocatoria de un concurso de ideas ¿en el que el proyecto ejecutado obtuvo el primer premio-, para resolver este céntrico espacio como ágora urbana en el que la presencia fundamental de los nuevos edificios: biblioteca y ayuntamiento, garantizarían su uso por los ciudadanos.

La demolición provoca, además de un vacío, la aparición de las medianeras de las construcciones a las que se adosaba el anterior edificio, siendo su solución, lógicamente, parte del programa del concurso que se prevé múltiple, pues contempla además de los dos edificios principales, un ¿chiringuito¿ con aseos públicos, tiendas y un pequeño bar, y la formalización de una plaza que resolviera el espacio público resultante.

El vacío disponible era sensiblemente regular y de forma alargada. El proyecto juega con esa dimensión y la acentúa disponiendo el edificio del Ayuntamiento en el extremo más alejado de la embocadura de la plaza, diferenciando en dos alas los usos políticos y administrativos para construir una planta en L. Esta disposición permite ocultar visualmente la presencia cercana de las vallas traseras de un mercado y un colegio, y se crea una calle perimetral tras el edificio que desaloja de coches la plaza contemplando un aparcamiento trasero.

El acceso al ayuntamiento se realiza en el frente oeste, prácticamente en el vértice de la planta, dando paso a un amplio vestíbulo del que parten los distintos recorridos posibles.

El lado menor y principal de la L, formalizando la fachada interior oeste de la plaza, se construye como un edificio de dos crujías paralelas, además de una más estrecha central donde ubicar las escaleras. La crujía posterior, que se prolonga algo más que la anterior, incluye un almacén ¿con acceso desde la calle perimetral-, el archivo y el salón de plenos, de doble altura, que admite utilizarse como salón de actos y que es accesible desde el interior del edificio, desde el vestíbulo principal, pero también desde el exterior gracias al desplazamiento citado de las crujías del edificio. La planta baja del lado mayor de la L se ocupa con oficinas de atención al público de diversos servicios municipales.

En la planta primera se repite la distribución de la crujía posterior, apareciendo la doble altura del salón de plenos. En la crujía anterior se dispone una zona de oficinas que también existe en la misma planta del brazo mayor.

Hasta planta segunda sólo llega la crujía anterior del edificio principal para situar los despachos de mayor privacidad y representación, destacando la alcaldía.

El trazado de los despachos se realiza con inteligencia, pues exentos de las fachadas permiten acceso público anterior y recorridos posteriores exclusivos para quienes trabajan allí. Dicho paso, necesariamente acristalado para no quitar luz en exceso a los despachos, es lugar de usos menores, por ejemplo para instalar una fotocopiadora, pero como contrapartida contribuyen a enturbiar la imagen del edificio al transparentarse al exterior el desorden de expedientes apilados en estos frentes de las fachadas.

Son singulares los recorridos dentro del ayuntamiento, pues en su trazado se recorren una y otra pieza en sentido longitudinal, permitiendo visiones de gran profundidad que, gracias a los balcones, galerías y dobles alturas, crean una espacialidad interior sugerente y dilatada. También permiten las escaleras, con ese trazado, distanciar la estructura de las fachadas en dos amplios frentes, quedando así independientes y enfatizando la relación visual entre el interior y el exterior del edificio.

Que el brazo mayor de la planta y la crujía posterior tengan tan sólo una planta dejan que la segunda planta del edificio principal crezca bien hasta un nivel superior, al paso que limitan los recorridos verticales de los vecinos que acuden al edificio.

Al exterior el edificio alterna paños de ladrillo visto y acristalados, de grandes dimensiones para iluminar el interior. Los lienzos de vidrio y de ladrillo adquieren, al recortarse, un importante papel en la composición, pues son fondo o figura según se perciban desde cada punto de vista: sobre el ladrillo se superponen las agujas y marcas del reloj del ayuntamiento; al recortarse aparece un gran balcón en que además se sitúan los mástiles de las banderas, estando de esta manera presente los tres símbolos que caracterizan a estos equipamientos.

La biblioteca se dispone adosada a las medianeras de la fachada norte interior de la plaza, en su embocadura. Se trata de un cuerpo blanco, curvado, prácticamente cerrado al exterior, iluminado interiormente por tres lucernarios, labrado su volumen con gran plasticidad para vaciar el hueco de entrada ¿enfrentado al ayuntamiento-, dibujar unas rayas de luz con ventanas muy estrechas y alargadas, construir un banco como parte de la pared con un perfil en su parte superior que sobresale continuo de la fachada para ocultar otras rajas de luz. En definitiva, es forrar una medianera discontinua, fragmentada y torpe, con otra, quizá mejor una tapia, que niega su fachada para dirigir las miradas al extremo opuesto, el del ayuntamiento, con el que se enlaza, posteriormente lo veremos, atirantando el espacio libre de la plaza.

El interior de la biblioteca sigue las pautas dictadas en el otro edificio: recorridos longitudinales, liberar la fachada en doble altura para obtener visiones lejanas que permiten recorridos visuales adelantados a los peatonales, estructuras independientes de los planos exteriores de fachada..., pero se trata de espacios bien distintos: si el ayuntamiento orienta sus miradas al exterior a través de sus grandes fachadas acristaladas, la biblioteca se hace introspectiva para dejarse sorprender espacialmente por la potencia de sus alegres lucernarios. En la biblioteca, además, el cambio de nivel se realiza por una rampa adosada a la pared curva, en un pretendido gesto a la Maison La Roche de Le Corbusier, en París.

La biblioteca y el ayuntamiento están enlazados por una gran marquesina metálica, parasol del cuerpo de oficinas del ayuntamiento, que protege y señala la entrada al edificio principal y se acerca hasta casi tocar a la biblioteca. Su presencia permite tensionar el espacio de la plaza, remarcando lo que ya estaba planteado por la posición de los dos edificios principales que la conforman. Su presencia permite dar cuerpo a la plaza ¿hacer su espacio corpóreo- e introducir un elemento que le da adecuada escala y ayuda a medir, pero fundamentalmente, permite trasladar a un segundo plano las poco afortunadas edificaciones traseras que, de otra manera, se harían mucho más presentes en el espacio central.

Se construyó una última edificación hoy desaparecida, el chiringuito. Con él se forraba parcialmente la medianera opuesta a la ocupada por la biblioteca, formalmente menos agresiva. La plaza, dividida en dos según su dimensión mayor, dejaba un espacio pavimentado de chino lavado, y otro de tierra, arbolado, acondicionados ambos con un ligero mobiliario de bancos, luminarias y un báculo gigante para soportar tres proyectores que iluminaran la plaza en las noches de fiesta. Sobre el espacio de tierra se encontraba el chiringuito, como ¿molusco¿ adosado a las medianeras, pero finalmente un nuevo edificio terminó por concretar una nueva fachada en un espacio que parecía especialmente dejado para ello, pues las medianeras querían ser ocultadas y el suelo de tierra permitía entender si se quería ese espacio como solar.

Los materiales y la construcción están especialmente cuidados en los dos edificios, dignificándolos. Las estructuras, escaleras, alzados interiores o los revestimientos en el salón de plenos prestan con su cuidado, calidad a los espacios interiores. Mientras, en el exterior, la simplicidad en la selección de materiales y de los detalles constructivos, contribuyen a la conservación del espacio.


Datos históricos

Fecha de proyecto: 1984.
Fallo del concurso: 1985
Fecha de fin de obras: 1991

Alberto Noguerol del Río (arquitecto por la ETSA de Barcelona, 1974) y Pilar Díez Vázquez (licenciada en Bellas Artes por la Universidad de Barcelona, 1975) trabajan en colaboración desde sus primeros años de profesión. Los primeros trabajos los realizan en Cataluña, Ocho viviendas en hilera en Sant Just Desvern, en Barcelona (1980-81), Plaza en Esplugues de Llobregat, Barcelona (1982-83, parcialmente demolida), Plaza en Canovelles, Barcelona (1982-86, parcialmente demolida) tras obtener el Primer Premio en Concurso, o el Centro Cultural de Canovelles, Barcelona (1982-86). Estos proyectos, que anteceden al del Ayuntamiento, Biblioteca y Plaza en Camas, muestran una manera de actuar que se manifiesta en el proyecto que nos ocupa. El cuidado por el detalle, tanto en el diseño como en la construcción y en la elección de materiales, por otra parte tan característica en la arquitectura barcelonesa del momento, se refleja en estos proyectos hasta adquirir claro protagonismo.

Durante este periodo (1978-86), Alberto Noguerol imparte clase como Profesor de Proyectos en la ETSA de Barcelona. Con posterioridad trasladan su estudio profesional a La Coruña donde continúan su actividad profesional y, en el caso de Noguerol, docente como Profesor de Proyectos en la ETSA de esa Universidad.

Es el momento del proyecto del Nuevo Ayuntamiento de Cangas, Pontevedra (1985-92), la Oficina de Turismo de Capdepera, Baleares (1986-88), ambos como Primer Premio de sendos Concursos, del Colegio de Arzúa (1987-88), Cambre (1987-89), Santa Comba (1989-91) todos en La Coruña. También realizan proyectos de mayor escala como la Facultad de Filología en O¿Burgo, Santiago de Compostela (1988-91) tras obtener el Primer Premio en Concurso, y la Residencia de Estudiantes en la misma ciudad (1990-92), el Palacio de Congresos y Exposiciones de Galicia en San Lázaro, Santiago de Compostela (1991-1995) o, más recientemente el Primer Premio del Concurso para la Nueva Terminal del Aeropuerto de Lavacolla, Santiago de Compostela, que se prevé esté construida para 2009.

Su obra ha sido objeto de diferentes publicaciones en revistas especializadas que han prestado atención a sus proyectos desde sus inicios profesionales.

DOCUMENTACIÓN

Información Bibliográfica

CARBALLAL, Blanca; MINGUET, Jorge: Alberto Noguerol y Pilar Díez: la complejidad de lo mínimo, En 1999, Diario de Sevilla "Culturas", 33, Sevilla: Editorial Andaluza de Periódicos Independientes, 14-15. 1575-507X

GARCÍA TORRENTE, Ubaldo; REINA FERNÁNDEZ, Juan Carlos; YÁÑEZ SEMPERE, Juan Luis: Guía de la Arquitectura de Sevilla y Área Metropolitana. SXX., En 1992, Colegio Oficial de Arquitectos de Andalucía Occidental, 1992. 99. 84-88075-14-6

MORENO PÉREZ, José Ramón; MOSQUERA ADELL, Eduardo; PEREZ CANO, María Teresa: De la tradición al futuro, Cádiz: Colegio Oficial de Arquitectos de Andalucía Occidental, 1992. 84-88075-13-8

VÁZQUEZ CONSUEGRA, Guillermo: Guía de Arquitectos de Sevilla, Consejeria de Obras Publicas y transporte, 1992. 44A. 84-870001-94-7

  Alberto Noguerol, Pilar Díez, En 1995, Documentos de Arquitectura, 31, Almería: Colegio Oficial de Arquitectos de Andalucía Oriental, 62. 0214-9249

  Alberto Noguerol, Pilar Díez: works 1980/1996, Pamplona : T6 ediciones, 1996. 47. 84-921319-2-6

  Ayuntamiento, biblioteca, edificio auxiliar y plaza en Camas: Sevilla, En 1992, Arquitectura: Revista del Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid (COAM ), 291, Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid (COAM ), 72-75. 0004-2706

  Ayuntamiento de Camas: Plaza de la Constitución, Camas, Sevilla, En 2001, Arquitectos, 157, Madrid: Consejo Superior de los Colegios de Arquitectos de España, 95. 0214-1124

  Ayuntamiento de Camas y Biblioteca Municipal, En 1992, Diseño Interior, 14, Madrid Globus-Comunicación, 1992. 46-57. 1130-9458

  Ayuntamiento de Camas y Biblioteca Municipal, En 1992, El Croquis, 55-56, El Croquis Editorial, 1992. 138-145. 0212-5683

Compartir esto

¿Sabes cómo compartir?

Facebook Twitter Delicious Myspace Menéame
Los contenidos de esta web, incluidas las imágenes, están sujetos a una licencia de Creative Commons si no se indica lo contrario.
Creative Commons W3C W3C W3C
INSTITUTO ANDALUZ DEL PATRIMONIO HISTÓRICO

Sede Central:
Camino de los Descubrimientos, s/n. 41092 Sevilla
Tel. 955037000 | Fax 955037001

Centro de Arqueología Subacuática:
Balneario de la Palma. Duque de Nájera, 3. 11004 Cádiz.
Tel.956203394 | Fax.956203417