IAPH. Instituto Andaluz del Patrimonio Historico

Bienvenido

English | Español

Ayuda | Directorio | Contacto | Mapa

A+|A-

Enviar a un amigo

Imprimir

Junta de Andalucía Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico Consejería de Cultura Logo del Instituto andaluz del Patrimonio histórico

Patrimonio Inmueble de Andalucía

Búsqueda

NAVEGACIÓN
  • Informe
Imagen de Vivienda 0041 Más Bibliografía Más Información

IDENTIFICACIÓN

Denominación: Vivienda 0041
Código: 01210050041
Caracterización: Etnológica
Provincia: Huelva
Municipio: Almonte

DESCRIPCIÓN

Tipologías
Tipologías Actividades Cronología
Viviendas de grandes propietarios Actividad doméstica 1871

Descripción

Corresponde a una vivienda de gran propietario, que cuenta con 12 metros de fachada por 13,5 de profundidad. El patio tiene 45 metros cuadrados, el corral se aproxima a los 100 metros. La bodega, que hace fachada en una calle posterior, tiene más de 700 metros cuadrados. La planta de la casa es de forma regular, siendo la planta inferior vivienda y la superior soberao. Las crujías son cuatro; la primera crujía la forman un zaguán central y dos dormitorios laterales de iguales dimensiones; la segunda crujía la componen un recibidor, al que se accede desde el zaguán, y dos dormitorios de menores proporciones que los de la primera crujía y que se comunican con ellos. También desde el recibidor se accede por sendas puertas a los dormitorios de la primera crujía. La tercera crujía la forma un gran comedor, que ocupa todo el ancho entre los muros laterales de la casa, al que se accede desde el recibidor anterior y desde el que se accede a la cuarta crujía. Esta cuarta crujía fue ampliada después de la construcción originaria, aunque es ya muy antigua también. Consta de una galería central, muy iluminada por el amplio cierro que da al patio, por una "salita" a la derecha, provista de suntuosa chimenea y bien amueblada; en la parte izquierda se encuentra la cocina, que se comunica con el patio y con el comedor de la tercera crujía. Al soberao se accede desde una escalera que arranca desde una de las esquinas del patio, dejando un hueco en la cocina, que es aprovechado como despensa. El patio es de forma casi cuadrada y de considerables proporciones. Un muro lo separa del corral, también espacioso, con salida a la calle lateral. La casa cuenta, además, en el espacio contiguo al corral, con una gran bodega, que fue de bocoyes de vino y que ha sido acondicionada hace unos años para salón de actos sociales (bodas, convenciones, etc.).
La fachada presenta la forma aplanada o achatada que estamos acostumbrados a ver en las fachadas del Condado, casi siempre más largas que altas. La distribución de los vanos es simétrica, con la particularidad en este caso de que las ventanas de la parte alta son de idénticas proporciones a las de la parte baja, lo que no ocurre sin embargo con la puerta del balcón, más pequeña que las ventanas y que resalta especialmente sus proporciones pequeñas con la gran puerta de entrada, situada debajo. No cuenta la fachada con zócalo, que es otra peculiaridad, porque suelen tenerlo. Lo más destacable de la fachada es, sin duda, la portada, muy resaltada del resto por su color rojizo, y con complejas molduras quebradas que la acercan a un estilo recargado "barroquizante". Así, por ejemplo, las falsas pilastras llevan un triple resalte, constituyendo el último de ellos formas geométricas curvas. Lo mismo puede decirse de la cornisa de la portada, que se prolonga en altura por medio de sucesivas molduras de gran anchura. Las rejas de las ventanas sobresalen del plano de la fachada, por lo que cuentan con el clásico dosel y el pedestal, lo que ocurre no sólo en las del nivel inferior, sino también en las altas. Otra peculiaridad importante en la fachada es la existencia de dos cartones o falsas pilastras que la recorren desde el suelo a la cornisa de remate, pero que están las dos en el extremo izquierdo de la misma, no habiendo ninguna en el derecho, como si el plan de la fachada hubiera sufrido modificaciones en el mismo transcurso de su ejecución. En la fachada lateral nos encontramos este mismo fenómeno, pero, en este caso, las dos pilastras laterales mueren antes del remate de fachada, dibujando sendas figuras cónicas. Todos estos elementos ornamentales de la fachada están realzados por el color rojizo, que destaca sobre el fondo blanco. La techumbre no es vista desde la calle principal, pues la fachada remata en cornisa, a la que preceden una seria de molduras corridas, interrumpidas periódicamente por pequeñas ménsulas, formando frisos.
Los elementos sustentantes son los muros de carga de tapial y los tabiques de separación entre dependencias de ladrillo cocido tradicional. En el soberao, la viga cumbrera es sostenida por pilares rectangulares y arcos de medio punto, mientras que una solera intermedia asienta sobre la prolongación de uno de los muros de carga.
Los elementos sostenidos son los techos de vigas de madera y bovedillas de ladrillo, vistas desde la planta baja. En cambio, en la cuarta crujía o "cuerpo" la techumbre está oculta por un "cielo raso". La cubierta es a dos aguas -calle y patio posterior-, del tipo boquituerta, provista de pares -rollizos- sobre los que asienta la tablazón machihembrada, capa de terrizo y relleno -cortezas de eucalipto, etc- y la teja.
Los suelos son de terrazo, pero bastante antiguos, formando dibujos geométricos que se distribuyen a lo largo de las dependencias y que son diferentes en cada una de ellas.
Los vanos son en su mayoría adintelados, pero las puertas que comunican las diferentes crujías formando un pasillo central forman arcos de medio punto. Finalmente, en la puerta que llaman "cierro"-la que da al patio-, el vano forma un arco escarzano.
De los sistemas de cierre, lo primero a destacar es la misma puerta de entrada, de grandes proporciones, de madera de nogal, de doble hoja y muy robusta, provista de numerosos remaches dorados que señalan desde el exterior la disposición de los refuerzos interiores. Tiene también interés la portentosa reja de la cancela, de hierro forjado, de una sola hoja, como en todos los casos estudiados, y de grandes proporciones. El resto de los cierres interiores son de doble hoja, también de madera, algunos de ellos acristalados. Es también de gran grosor y robusto el cierre colocado en el vano central que comunica el comedor con la galería. Los informantes nos referían que ese era el verdadero cierre o el cierre de seguridad de la casa, pues la galería que formaba la tercera crujía, con su "cierro" acristalado no ofrecía suficiente seguridad. Finalmente, el "cierro" que da salida al patio es de grandes proporciones también, metálico y con cristales cromados.
En cuanto al interior de la casa, lo más destacable son los azulejos de tipo sevillano que suben por las paredes del corral hasta la altura de un metro veinte, o las elaboradas escayolas que enmarcan los arcos de medio punto, o la suntuosa chimenea -que no es sólo un elemento ornamental, pero que tiene también esta función en muchos casos- de la "salita" de la cuarta crujía.

FUENTES DE INFORMACIÓN

Información documental

Dirección General de Bienes Culturales y Museos. Inventario de Arquitectura Popular 1992-1997. Vivienda 0041, 1992.



Compartir esto

¿Sabes cómo compartir?

Facebook Twitter Delicious Myspace Menéame
Los contenidos de esta web, incluidas las imágenes, están sujetos a una licencia de Creative Commons si no se indica lo contrario.
Creative Commons W3C W3C W3C
INSTITUTO ANDALUZ DEL PATRIMONIO HISTÓRICO

Sede Central:
Camino de los Descubrimientos, s/n. 41092 Sevilla
Tel. 955037000 | Fax 955037001

Centro de Arqueología Subacuática:
Balneario de la Palma. Duque de Nájera, 3. 11004 Cádiz.
Tel.956203394 | Fax.956203417