IAPH. Instituto Andaluz del Patrimonio Historico

Bienvenido

English | Español

Ayuda | Directorio | Contacto | Mapa

A+|A-

Enviar a un amigo

Imprimir

Junta de Andalucía Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico Consejería de Cultura Logo del Instituto andaluz del Patrimonio histórico

Patrimonio Inmueble de Andalucía

Búsqueda

NAVEGACIÓN
  • Informe
NAVEGACIÓN DE REGISTROS 1 de 4| primera imagen anterior siguiente última imagen
Imagen de Iglesia de San Pedro Apóstol Más imágenes Cartografía Más Bibliografía Más Información

IDENTIFICACIÓN

Denominación: Iglesia de San Pedro Apóstol
Otras denominaciones: Iglesia de San Pedro ; Iglesia Parroquial de San Pedro Apóstol Código: 01410740032
Caracterización: Arquitectónica
Provincia: Sevilla
Municipio: Peñaflor

DESCRIPCIÓN

Tipologías
Tipologías Actividades P.Históricos Cronología Estilos
Iglesias Ceremonia cristiana Edad Moderna 1780/1788 Barroco (Estilo)
Iglesias Ceremonia cristiana Edad Moderna 1794/1801 Neoclasicismo

Agentes
Tipo Nombre Actuación Fecha
Alarifes Caballero , Antonio Estuvo al frente de las obras del templo, realizando las yeserías de la cúpula y cubierta exterior.
Arquitectos Echamorro , José En 1794 se hace cargo de la obra, también edificó el cuerpo de campanas y el remate de la torre
Arquitectos de Figueroa , Antonio Matías Trazas del templo.
Caballero , José Realizó las dos portadas laterales de piedra.

Descripción

La Iglesia de San pedro Apóstol de Peñaflor se encuentra situada en pleno centro de la población, siendo el núcleo vertebrador de la población en la que confluyen las calles más importantes.
El edificio, que está situado en la plaza principal, se encuentra exento como un volumen único del cual sobresalen del resto del caserío que le rodea sus elevados muros perimetrales, los tejados abuhardillados, la cúpula del crucero y la torre. Además de los valores históricos y artísticos que posee este conjunto edilicio, hay que considerar su importancia como elemento configurador de la trama urbana.
La Iglesia Parroquial de Peñaflor es de planta rectangular con testero plano. Cuenta con tres naves divididas en tres tramos y crucero, situándose el coro en el último tramo de la nave central. Las naves se encuentran separadas por arcos de medio punto que campean sobre pilares a los que se adosan pilastras toscanas.
Las naves se cubren con bóvedas vaídas, al igual que la capilla mayor y los brazos del crucero, las capillas existentes a ambos lados de la capilla mayor lo hacen con bóvedas semiesféricas sobre pechinas, las capillas existentes a ambos lados de la capilla mayor lo hacen con bóvedas semiesféricas sobre pechinas, la capilla bautismal con bóveda elíptica y el crucero con cúpula sobre tambor octogonal en el que se abren ventanas, rematándose por una pequeña linterna. En su interior se encuentra una rica ornamentación de yeserías muy equilibrada, construida por Antonio Caballero, que forma balaustre en la parte inferior del tambor, y en el centro toma forma de estípites radiales a los que se añaden cartelas.
La decoración del interior de las naves se resuelve mediante un gran friso con triglifos y una cornisa volada que las recorre en toda su longitud por encima de los arcos de separación de las naves, los pilares y las pilastras. La capilla sacramental se encuentra decorada con pinturas al fresco realizadas en este siglo por Rafael Blas Rodríguez.
En la cabecera, tras la capilla mayor, se sitúa una crujía que alberga la sacristía y otras dependencias. La Sacristía es de planta rectangular cubierta con bóvedas de arista separadas por arcos fajones. Junto a ésta se encuentra el despacho parroquial que encierra algunas muestras de gran valor artístico, como la serie de azulejos que decoran la parte inferior de la pared, a modo de zócalo, de finales del XVI o principios del XVII.
La iglesia cuenta con una serie de capillas adosadas a las naves laterales, destacando la capilla bautismal que se ubica a los pies de la nave del Evangelio.

Al exterior las naves presentan cubiertas de tejas a dos aguas sobre las que se abren mansardas, tres a cada lado, rematadas por frontón roto y pináculos a modo de copete. Las de la cabecera son de tejas a tres aguas.
En cuanto a la cúpula hay que destacar la labor de ladrillo que se realiza en esta construcción que es de muy buena factura, disponiéndose un tambor de base octogonal en el que sus aristas, compuestas con pilastras superpuestas a las que se adosa una media columna rematada en balaustre con capitel corintio, sobre éste se asienta un entablamento con arquitrabe, friso sin decoración y cornisa muy moldurada, sirve de base a un antepecho macizo pedestales con remates a modo de faroles que se corresponden con cada una de las aristas del tambor. Sobre éste emerge la media naranja compuesta por ladrillos horizontales y de pico donde se aprecia la forma de una rosca dentada, que imprimen la sensación con los efectos de luz y sombra, de la piel de este cítrico. Sobre la cúpula encuentran volutas que dan equilibrio y estabilidad a la linterna, que se encuentra circundada por cuatro estípites de ladrillos que alternan con vanos rectangulares. Por último un entablamento sirve de base al cupulín, cubierto con azulejos blancos y azules formando franjas verticales. El conjunto se encuentra rematado por una veleta con cruz de forja.
La Iglesia cuenta con dos portadas situadas en las fachadas norte y sur. La portada de la fachada sur o del lado de la Epístola, pone en comunicación con la plaza mayor. Parte de un vano central adintelado y moldurado, con los ángulos superiores achaflanados, flanqueado por columnas corintias con pedestales, sobre las que se dispone un entablamento muy movido con distintos niveles que porta en el centro un saliente circular, rematado por un frontón curvo partido con remate mixtilíneo flanqueado por perinolas, situándose en el tímpano el escudo parroquial.
La fachada norte o del Evangelio, presenta una de composición semejante a la anterior. La diferencia radica en que se encuentra flanqueada por pilastras toscanas, rematadas por un frontón triangular partido en su centro.
La torre se encuentra ubicada a los pies de la nave de la Epístola, en el ángulo suroeste del edificio. Es de planta rectangular y cuenta con cuatro cuerpos de altura. El primer cuerpo o caña se encuentra decorado por pares de pilastras, en cada uno de sus frentes, que recorren su altura, en cuyo centro se sitúan tres óculos que aportan luz a la caja de escaleras. Este cuerpo se presenta rematado por un entablamento, con arquitrabe, friso y cornisa muy pronunciada, similar a los que recorren en el interior del templo. Sobre éste se eleva el segundo cuerpo denominado de campanas. Presenta planta cuadrada achaflanada, con un vano de medio punto con decoración en la clave y enmarcados por especie de alfiz, en cada uno de sus frentes y balcón circulas con balaustrada. Cada vano se encuentra flanqueado por pilastras jónicas, situándose en los chaflanes angulares del cuerpo de la torre columnas jónicas, sobre las que descansa un nuevo entablamento similar al de cuerpo inferior y al del interior de la iglesia. El tercer cuerpo es de planta octogonal, coincidiendo ésta con cada esquina del cuerpo, contiene tres remates a modo de perinolas. Cuenta con ocho vanos de medio punto con decoración en la clave, flanqueados por columnas corintias sobre pedestales, sobre las que campea un nuevo entablamento con diez y ocho lados distribuidos en dos planos. Sobre la cornisa se dispone el último cuerpo de planta circular, a modo de linterna, rodeado por remates de perinolas que se corresponden con las columnas del cuerpo inferior. Cuenta con ocho vanos rectangulares de los cuales solo cuatro son de luz. Cada vano se alterna con un mensulón vertical rematado en pilastra, coronándose el conjunto por un cupulín con cruz y veleta de forja.
La torre está realizada en ladrillo, presentando los paramentos de la caña enfoscados, aumentando la decoración con azulejos vidriados de color azul, dispuestos en los antepechos, pedestales, enjutas, jambas, frisos, cupulín, etc.


Datos históricos

La Iglesia de San Pedro de Peñaflor es un importante ejemplar de arquitectura barroca en tránsito hacia el neoclasicismo. Fue construida en el siglo XVIII en el mismo lugar en que se ubicaba la antigua parroquia mudéjar dañada por el terremoto de Lisboa de 1755. El proyecto inicial se atribuye al arquitecto sevillano Antonio de Figueroa y al maestro de obras ecijano Antonio Caballero; la terminó José Echamorro, el primer arquitecto neoclásico de la diócesis de Sevilla.
La actual iglesia se construye en el mismo lugar que la antigua parroquia tras el derribo de esta que fue un edificio mudéjar de tres naves sobre pilares, con capilla mayor de planta poligonal y una torre-fachada de cantería. Este templo sufrió graves daños tras el terremoto de Lisboa de 1755, los cuales quedan recogidos en los informes realizados con motivo de las visitas parroquiales del año citado y los de 1773 y 1777. Además también se hacía referencia a ellos a la falta de espacio, por lo que al no ser suficientes las reparaciones que se llevaron a cabo, se decide construir una nueva iglesia.
A principios del 1780 Antonio de Figueroa visitó el templo y propone al Concejo de la villa la necesidad de ocupar las calles y casas cercanas al edificio para poder ampliarlo, lo cual acepto el Concejo. El 15 de febrero de ese mismo año Figueroa presentó al Cabildo eclesiástico el plano de la antigua iglesia marcando el perímetro de la nueva construcción. Las obras fueron muy rápidas ya que a finales del año anterior ya se había comenzado el derribo de la vieja parroquia que es trasladada a la Ermita de la Encarnación.
Según Sancho Corbacho el edificio construido coincide con el proyectado, por lo que adjudica su traza a Antonio de Figueroa, mientras que el maestro alarife que estuvo al frente de la obra fue el ecijano Antonio Caballero. El realizó la rica ornamentación de yeserías de la cúpula en el interior y su original cubierta exterior. Este maestro fue ayudado por un familiar suyo José Caballero quien realizó las dos portadas laterales en piedra.
En 1788 se suspendieron las obras entre otras causas por la amenaza de ruina al ceder los delgados pilares por el peso de la cúpula, corriendo incluso peligro de ser derribada la iglesia.
Así permaneció hasta 1794 cuando es visitada por el arquitecto de la diócesis José Echamorro haciéndose cargo entonces de la obra. Se limitó a reforzar los dos arcos de las naves laterales que dan acceso al crucero y los arcos torales. Además sustituyó la decoración de orden corintio por otra de orden dórico con triglifos y metopas, salvándose las yeserías de la cúpula. Echamorro también edificó el cuerpo de campanas y el remate de la torre, que no había terminado Figueroa, estando finalizadas las obras en el año 1798 y siendo inaugurada en 1801.
En la segunda mitad de este siglo, en el año 1865, se emite un informe por el arquitecto Juan de Talavera, describiendo una serie de daños existentes en el templo, anotando también las reparaciones necesarias, pero no se conoce si se llevaron a cabo. Posteriormente en 1901 el Arzobispado concede una licencia para realizar obras urgentes de reparación.

PROTECCIÓN

Estado Régimen Tipología Jurídica Publicado en Fecha Número Página
Inscrito BIC Monumento BOJA 15/11/2001
Inscrito BIC Monumento BOE 05/12/2001

FUENTES DE INFORMACIÓN

Información Bibliográfica

ANGULO IÑIGUEZ, Diego. Iglesia de San Pedro, Peñaflor : Sevilla. 1985, pp.345.

HERNANDEZ DIAZ, José. Informes y propuestas sobre monumentos andaluces. 1987, pp.171-275.

Declaración BIC. Decreto 224/2001, de 2 de octubre. 15/11/01, 18465.

Información pública del procedimiento de Declaración BIC. Anuncio de 31 de mayo de 1999. 22/06/99, 7501.

Notificación de trámite de audiencia en el procedimiento de declaración BIC. Anuncio. 14/03/00, 3677.

Información documental

Dirección General de Bienes Culturales y Museos. Delegación Territorial de Cultura, Turismo y Deporte de Sevilla, Expediente de Declaración como Bien de Interés Cultural, categoría Monumento, de la Iglesia de San Pedro de Peñaflor (Sevilla).

Archivo Central de la Consejería de Cultura, Consejería de Cultura, Dirección General de Bienes Culturales, Expedientes de declaración BIC Sin título.



Compartir esto

¿Sabes cómo compartir?

Facebook Twitter Delicious Myspace Menéame
Los contenidos de esta web, incluidas las imágenes, están sujetos a una licencia de Creative Commons si no se indica lo contrario.
Creative Commons W3C W3C W3C
INSTITUTO ANDALUZ DEL PATRIMONIO HISTÓRICO

Sede Central:
Camino de los Descubrimientos, s/n. 41092 Sevilla
Tel. 955037000 | Fax 955037001

Centro de Arqueología Subacuática:
Balneario de la Palma. Duque de Nájera, 3. 11004 Cádiz.
Tel.956203394 | Fax.956203417