IAPH. Instituto Andaluz del Patrimonio Historico

Bienvenido

English | Español

Ayuda | Directorio | Contacto | Mapa

A+|A-

Enviar a un amigo

Imprimir

Junta de Andalucía Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico Consejería de Cultura Logo del Instituto andaluz del Patrimonio histórico

Patrimonio Inmueble de Andalucía

Búsqueda

NAVEGACIÓN
  • Informe
NAVEGACIÓN DE REGISTROS 1 de 2| primera imagen anterior siguiente última imagen
Imagen de Molino Penas Tristes Más Bibliografía Más Información

IDENTIFICACIÓN

Denominación: Molino Penas Tristes
Código: 01410600280
Caracterización: Arquitectónica, Etnológica
Provincia: Sevilla
Municipio: Marchena

DESCRIPCIÓN

Tipologías
Tipologías Actividades P.Históricos Cronología Estilos
Molinos Actividad agropecuaria Edad Contemporánea

Descripción

Tan evocadora denominación no parece tener correspondencia con la elegante y renovada fábrica de este complejo constructivo. Desde las primeras décadas del siglo XX se ha resaltado en él su carácter residencial, aprovechando las inmejorables condiciones de habitabilidad y fácil acceso. Está ubicada en el pago de Penas Tristes, en las cercanías del carril que une Marchena con Morón de la Frontera e inmediato a la autovía A-92, en tierra llana que en tiempos fue de olivar.
La finca en su origen perteneció a los duques de Arcos y de Osuna, parcelándose en terreno abrupto, lo mismo que la cercana Montepalacio o "baños del duque". Pertenece a la familia del actual propietario desde hace décadas. Al contrario de lo que sucede en algunos edificios de las comarcas más alejadas de Sevilla, en las que el topónimo hacienda se utiliza para referirse a simples molinos aceiteros, en el caso de Penas Tristes estaría plenamente justificado su uso. En efecto, nos encontramos con todos los elementos definitorios del tipo, presididos por un señorío muy desarrollado dotado de una esbelta torre mirador.
La portada de acceso, de gran porte, se sitúa en la fachada este, que se cierra con la nave de la gañanía, de longitud considerable. En el extremo más próximo a la portada se dispone una amplia cocina de gañanes. El patio empedrado al que se accede tras cruzar la portada se ha subdividido en distintos ámbitos caracterizados según los espacios a los que sirven. Desconocemos el uso al que originariamente se destinaba la nave que delimita al patio por su lado sur; actualmente se ha segregado en tres viviendas unifamiliares destinadas a la familia del propietario.
En la fachada oeste se concentran los dos elementos más característicos de la edificación, la almazara y el señorío. La almazara fue una de las primeras de la provincia dotada de prensa hidráulica para la producción industrial del aceite. La nave de prensa se divide en tres crujías paralelas sustentadas por sendas arquerías de dos vanos de desigual luz. En la primera de las crujías, la más próxima al patio y por tanto la de acceso, se ubica el molino de rulos perfectamente conservado y la tolva de carga del fruto; en la intermedia, la prensa a la que se denomina "juaquinín" en recuerdo del ingeniero que la desarrolló; en la última crujía se sitúa, ocupando toda su longitud, el depósito decantador. En continuidad con el eje de esta última crujía se desarrolla la bodega, cuya estructura de arcos diafragma define tres vanos de igual longitud en los que se llegaron a albergar más de cien tinajas, sustituidas luego por 18 depósitos. El complejo productivo se completa con la vivienda del molinero, hoy del casero, que se desarrolla en dos plantas y que, por su situación, actúa como elemento articulador entre la almazara y el señorío. La mecanización de esta almazara fue indicio de la modernización del tejido productivo sevillano a fines del siglo XIX. En esa dirección avanzaron los productores marcheneros, que a partir de 1880 comenzarían a incorporar a sus haciendas y molinos de aceite los mecanismos industriales hidráulicos.
Pero sin duda la pieza que más se distingue en Penas Tristes es el señorío. Situado en la esquina noroeste del patio, se desarrolla en dos plantas, de las cuales la inferior se dedica a la zona de estancia diurna y la superior a dormitorios. Su configuración actual se debe al arquitecto sevillano Aurelio Gómez Millán, quien proyectó toda la crujía de fachada, formada por la torre mirador, el salón principal y la capilla. Los dos elementos de planta cuadrada, torre y capilla, exceden la alineación del salón, que ocupa el espacio intermedio, definiendo así un espacio exterior delimitado en tres de sus caras. Dicho espacio se cubre con un forjado de viguería de madera sustentado por columnas toscanas, quedando así habilitado como un porche que en planta baja sirve al salón, y en una terraza al servicio de las alcobas en la planta alta. Todo el conjunto disfruta de unas espléndidas vistas así como del cercano jardín que crece hacia el norte. Esta relación entre el jardín y el señorío, esencial en el proyecto, se repite en el vecino caserío de Montepalacio.
La torre mirador, de tres cuerpos rematados por un potente cornisamiento, carece de los característicos vanos con arcos de medio punto y la composición de su fachada responde más a un lenguaje urbano en el que se manejan cierros y balcones de forja sustentados por jabalcones. La capilla, que al igual que el cuerpo bajo de la torre se abre al exterior, esta cubierta por una bóveda de arista. En la fachada norte y en continuidad con el señorío hay una segunda torre, que en este caso se destina a palomar. El último elemento que cierra el patio por esta fachada, y que se sitúa entre el palomar y la gañanía, es una segunda bodega.
El complejo se completa con dos edificaciones exentas situadas al norte y este del núcleo principal. Se trata de una vaqueriza y una zahúrda, respectivamente, que se desarrollan en dilatadas naves longitudinales, pero de escaso interés arquitectónico. Hoy día se destinan a usos que nada tienen que ver con su primitiva función agropecuaria, utilizadas por una empresa para ensayos de materiales de construcción.

FUENTES DE INFORMACIÓN

Información documental

Junta de Andalucía. Consejería de Vivienda y Ordenación del Territorio. PAVÓN TORREJÓN, Guillermo; Fernando Quiles García, Inventario Cortijos, Haciendas y Lagares. Provincia de Sevilla. Molino Penas Tristes, 2009.



Compartir esto

¿Sabes cómo compartir?

Facebook Twitter Delicious Myspace Menéame
Los contenidos de esta web, incluidas las imágenes, están sujetos a una licencia de Creative Commons si no se indica lo contrario.
Creative Commons W3C W3C W3C
INSTITUTO ANDALUZ DEL PATRIMONIO HISTÓRICO

Sede Central:
Camino de los Descubrimientos, s/n. 41092 Sevilla
Tel. 955037000 | Fax 955037001

Centro de Arqueología Subacuática:
Balneario de la Palma. Duque de Nájera, 3. 11004 Cádiz.
Tel.956203394 | Fax.956203417