IAPH. Instituto Andaluz del Patrimonio Historico

Bienvenido

English | Español

Ayuda | Directorio | Contacto | Mapa

A+|A-

Enviar a un amigo

Imprimir

Junta de Andalucía Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico Consejería de Cultura Logo del Instituto andaluz del Patrimonio histórico

Patrimonio Inmueble de Andalucía

Búsqueda

NAVEGACIÓN
  • Informe
NAVEGACIÓN DE REGISTROS 1 de 4| primera imagen anterior siguiente última imagen
Imagen de Cortijo de Matahijas Más Bibliografía Más Información

IDENTIFICACIÓN

Denominación: Cortijo de Matahijas
Código: 01410490045
Caracterización: Arquitectónica, Etnológica
Provincia: Sevilla
Municipio: Guillena

DESCRIPCIÓN

Tipologías
Tipologías Actividades P.Históricos Cronología Estilos
Cortijos Actividad agropecuaria Edad Contemporánea

Descripción

Las gentes del lugar recuerdan su anterior mención como "Mata Hijares". A pesar de las transformaciones, agregación de nuevas construcciones y eliminación de otras, conserva bastante bien el núcleo esencial, pudiendo ser considerado como prototipo de cortijo cerealero en la zona, hoy centro de una explotación de frutales y cultivos de regadío como el algodón o la remolacha. Es un caso único de pervivencia en esta área geográfica, donde la modernización de los viejos cortijos ha sido y es una constante generalizada, bien con propósitos residenciales o de nuevos usos económicos.
Un pequeño patio central, cuadrado, organiza el caserío en sus elementos sustanciales. A este núcleo se agregan otros edificios de carácter funcional que a su vez generaban espacios externos relacionados con las labores agropecuarias.
La fachada de acceso consta de un muro apilastrado en cuyo centro se abre la portada, de arco escarzano y rematada por un hastial con prismas apiramidados. Desde ella se accede a un pórtico abierto al patio mediante arcos de medio punto. El patio muestra un pavimento de adoquines en el sector inmediato a la vivienda, y de cantos rodados en el resto del espacio.
En la crujía de la izquierda destaca, en primer lugar, la vivienda o señorío, cubierta a tres aguas, de doble altura, planta rectangular y decorada exteriormente por medio de sencillas pilastras y bandas horizontales, que compartimentan las superficies y organizan la regular distribución de huecos. Al patio se abre un cierre metálico acristalado. El interior de la residencia ha sido adaptado a las modernas necesidades.
Junto a la casa de la propiedad, en la misma crujía, se yuxtaponen una cochera y la vivienda del casero. La crujía de fondo está reservada a funciones de servicio: lavadero, depósito de picón, etc. La situada a mano derecha, según se entra, contiene una caballeriza, y en el sector más próximo a la puerta estaba ubicada la gañanía. La pérdida de la mayoría de los antiguos usos no impide que el conjunto conserve su fisonomía original en condiciones óptimas. La pureza de sus líneas y correcta organización, sobre todo patentes en la vivienda, parecen indicar su construcción, o reforma sobre un edificio anterior, hacia mediados del siglo XIX.
Los espacios externos han acusado en mayor medida la repercusión de las nuevas prácticas agropecuarias. Testimonios verbales y fotografías aéreas de las décadas de 1950 o 1960 nos permiten reconstruir su composición original. Al norte del complejo se adosan dos naves longitudinales, cubiertas a dos aguas, construidas a principios del XX, probablemente utilizadas como graneros y hoy destinadas al almacenaje de maquinaria y aperos. Frente a ellas, hacia las mismas fechas se levantaron otras dos naves, gemelas y mayores que las citadas, también destinadas a garajes y talleres. Fueron proyectadas por el arquitecto D. Manuel Gavira, sin guardar sintonía alguna con el resto de construcciones. En su relación con aquellas generó un moderno patio de labor.
El edificio de mayor interés de cuantos ocupaban los márgenes del núcleo principal, por desgracia derribado a principios de la década de 1990, era el tinao. Se desarrollaba longitudinalmente, paralelo a la crujía de la derecha del cortijo. Su techumbre de rollizos estaba sostenida por doble hilera de pilares y en centro discurrían otras tantas filas de pesebreras, con pasillo central. Subsiste la pequeña casa del boyero, dispuesta en ángulo recto respecto al tinao. La presencia de un importante número de bueyes, así como ovejas, reflejo de la dedicación a dehesa de parte de la finca, justificaba el desarrollo junto al tinao de un área cuadrada, cuyos márgenes están recorridos por pesebreras pétreas, destinada también a los citados animales de labor. Frente a la fachada principal del cortijo resulta todavía visible una extensión, mayor que la citada, destinada al mismo fin, también delimitada por pencas y comederos, en medio de la cual sigue existiendo un pilón. Junto a esta superficie destaca, casi oculto por la maleza, un espacio rectangular adoquinado, destinado al secado de legumbres y cereales, denominado en el lugar "monte pío".
El último de los espacios exteriores relacionados con el complejo es el jardín, que ocupa un amplio rectángulo situado junto a la fachada exterior del señorío, y que recientemente ha sido remozado.

FUENTES DE INFORMACIÓN

Información documental

Junta de Andalucía. Consejería de Vivienda y Ordenación del Territorio. Francisco Javier Herrera García; TEJIDO JIMÉNEZ, Javier, Inventario Cortijos, Haciendas y Lagares. Provincia de Sevilla. Cortijo de Matahijas, 2009.



Compartir esto

¿Sabes cómo compartir?

Facebook Twitter Delicious Myspace Menéame
Los contenidos de esta web, incluidas las imágenes, están sujetos a una licencia de Creative Commons si no se indica lo contrario.
Creative Commons W3C W3C W3C
INSTITUTO ANDALUZ DEL PATRIMONIO HISTÓRICO

Sede Central:
Camino de los Descubrimientos, s/n. 41092 Sevilla
Tel. 955037000 | Fax 955037001

Centro de Arqueología Subacuática:
Balneario de la Palma. Duque de Nájera, 3. 11004 Cádiz.
Tel.956203394 | Fax.956203417