IAPH. Instituto Andaluz del Patrimonio Historico

Bienvenido

English | Español

Ayuda | Directorio | Contacto | Mapa

A+|A-

Enviar a un amigo

Imprimir

Junta de Andalucía Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico Consejería de Cultura Logo del Instituto andaluz del Patrimonio histórico

Patrimonio Inmueble de Andalucía

Búsqueda

NAVEGACIÓN
  • Informe
NAVEGACIÓN DE REGISTROS 1 de 2| primera imagen anterior siguiente última imagen
Imagen de Casa Toro Más Bibliografía Más Información

IDENTIFICACIÓN

Denominación: Casa Toro
Código: 01230600037
Caracterización: Arquitectónica
Provincia: Jaén
Municipio: Martos

DESCRIPCIÓN

Tipologías
Tipologías Actividades P.Históricos Cronología Estilos
Casas Actividad doméstica Edad Contemporánea 1920

Agentes
Tipo Nombre Actuación Fecha
Maestros de obras Martín , Francisco
Ferreteros Gómez , Antonio
Arquitectos Desconocidos

Descripción

En la Carretera a Fuensanta de Martos (hoy Calle Príncipe Felipe) encontramos un magnífico palacete que ya desde lejos nos llama la atención por su grandiosidad, equilibrio y belleza. Se trata de la casa construida a principios de los años 20 por Antonio Toro y Durío y Josefa Morales Trillo. No conocemos el arquitecto, aunque sí el maestro de obras, Francisco Martín "El Alcaleño", y los maestros rejeros, "Los Cordobeses", Antonio Gómez e hijos.

Es una casa exenta, rodeada de jardín, presenta una planta regular que se traduce el exterior en un gran volumen de amplias fachadas decoradas profusamente y organizadas de forma armónica y simétrica. Nos recuerda los palacios renacentistas, con una belleza que busca el equilibrio entre vanos y macizos. No obstante, destaca su decoración; toda la fachada simula sillares de piedra, así como destacan los motivos clásicos: guirnaldas, pilastras, florones, escalinatas, balaustradas con jarrones y bolas..., en una distribución elegante y ordenada.
Accedemos a la entrada principal a través de una verja con puerta de hierro, como es de costumbre en este tipo de edificaciones, flanqueada por pilates almohadillados que se adornan con jarrones, y apoyada en un murete que simula también almohadillado. Esta puerta da paso a un grandioso jardín.

La entrada a la casa se realiza a través de una pequeña escalinata que se abre en dos balconadas de bellas balaustradas, decoradas con motivos florales, grandes bolas y balaustres en forma de jarrón estilizado, todo ello de gusto renacentista. Excepto la planta baja, en la que la puerta de entrada se desplaza respecto a la escalinata y la fachada, el resto sigue en su disposición general una composición ordenada y simétrica. Toda la fachada simula estar construida en sillares de piedra, con resalte en las esquinas. El cuerpo central queda destacado respecto a los laterales, centrado por un mirador que se convierte en el protagonista de la composición, apoyado sobre cuatro ménsulas decoradas con volutas, motivos vegetales y dentículas. En el primer cuerpo del mirador se abren tres ventanas adinteladas, apoyadas en una balaustrada maciza decorada con guirnaldas y separadas entre sí por pilastras fingidas de capitel liso. El segundo cuerpo está formado de nuevo por tres ventanas, que desarrollan arcos rebajados embellecidos con guirnaldas y también separadas por pilastras, en este caso de capitel jónico, protegidas por balaustradas iguales a las de la escalinata. Finalmente, el mirador termina en otra balconada de características iguales a las anteriores y decoradas con bolas.

A ambos lados del mirador se distribuyen simétricamente balcones, recercados con elegantes molduras que resaltan la clave con motivos vegetales, protegidos por balaustradas de hierro finamente labradas.
La tercera planta desarrolla ventanas tripartitas, siempre la central más alta con arcos peraltados que apoyan en pilastras, decorados con veneras y detalles florales. Después aparece una cornisa sobre ménsulas, que da paso a un antepecho rematado en pináculos que cierra la composición, ocultando la vista del tejado a dos aguas.
La fachada lateral reproduce el esquema de la principal, con el mirador como elemento central.

El edificio resalta por sus atrevidas proporciones y por la distribución simétrica, equilibrada y elegante de sus vanos. Podíamos hablar de un cierto "neorrenacimiento" en su composición general y, sobre todo, en la inspiración de elementos ornamentales; con un tratamiento muy personal, donde predomina el vano sobre el muro y donde la decoración se convierte en protagonista.

Al interior se accede sin necesidad de zaguán, llegando al vestíbulo, en torno al cual se distribuyen las demás habitaciones y del que parte la escalera que conduce a los pisos superiores. La decoración de la casa, aparte del mobiliario de madera y las lámparas, recae sobre pavimentos y techos. Los pavimentos forman mosaicos de piezas de 4x4 cm, con variada decoración geométrica y en algunas ocasiones figurativa en los ángulos. Los techos se decoran con molduras de escayola, desarrollando una amplia gama de motivos vegetales: guirnaldas, rosetones centrales, ramilletes, ménsulas con róleos y volutas, etc.

Vemos cómo la búsqueda de una imagen exterior se corresponde, igualmente, con la necesidad de rodearse interiormente de belleza, lujo y comodidad, generalizando la idea del arte como una forma de vida.


Datos históricos

En las primeras décadas del siglo XX se desarrolla un nuevo tipo de arquitectura. Ésta elige para su ubicación la zona conocida como la Vega, en las afueras del núcleo urbano, en torno a la Carretera Nacional de Úbeda a Málaga, Paseo de la Estación y Carretera a Fuensanta de Martos.

Esta nueva tipología se presenta en forma de grandes casas unifamiliares, aisladas del resto de la población y rodeadas de bonitos jardines, creando un nuevo ambiente donde se combina la originalidad de su arquitectura con la frescura y la luz del lugar; la Vega es más fresca, se respira mejor y permite crear amplios jardines. Además, otra particularidad es el hecho de construir junto a la casa y al jardín su propia fábrica de aceite, siento ésta otra poderosa razón para situar la casa fuera del núcleo urbano.

También en este eje se desarrolla desde principios de siglo una incipiente industrialización. Proliferan las fábricas de aceite, las cerámicas, las industrias orujeras, fábricas de curtidos, de jabones, de cementos, de harineras, e incluso talleres mecánicos como el "Martos Automóvil". El olivar y la industria aceitera crean importantes fortunas familiares y el ferrocarril se convierte en un eslabón que hará posible que nuestros aceites se abran camino al exterior.
Esto lleva a las nuevas edificaciones de la Vega, que mantienen la división jerárquica de los pisos, que acentúan la tendencia hacia una mayor apertura de los vanos y que producen un mayor desarrollo de los recursos decorativos. Además las cubiertas se cuidan aplicando gran variedad de soluciones: remates en forma de terraza con balaustradas adornadas con grandes bolas o jarrones cerámicos; cubiertas de amplia pendiente; apertura de buhardillas en el cuerpo de los tejados; tejados a dos aguas con decoración polícroma de cerámica vidriada; uso de la torre, ... A esto se une el atractivo de los jardines que rodean el edificio. A esto ayuda el elevado nivel de conocimientos en los estudios de los nuevos arquitectos.

Otro aspecto importante es que todas estas viviendas surgen aisladas del núcleo urbano e integradas en el paisaje. Esta interrelación arquitectura-paisaje, así como la necesidad estética, decorativa y confortable, arrancan fundamentalmente de los años finales del siglo XVIII y de todo el siglo XIX a través de la "corriente pintoresca inglesa".

FUENTES DE INFORMACIÓN

Información Bibliográfica

CABELLO CANTAR, Ana. Un Paseo por la Arquitectura Historicista Marteña. Excmo. Ayuntamiento de Martos. Casa Municipal de Cultura., 06/1998. 84-923864-0-1.

Información documental

Archivo del Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico. QUESADA GARCÍA, Santiago, Registro Andaluz de Arquitectura Contemporánea. Provincia de Jaén. Casa Toro, 2007.

Ayuntamiento de Martos. Plan general de Ordenación Urbanística de Martos. Catálogo de bienes protegidos. Ficha E-12. Casa Toro, 2013.



Compartir esto

¿Sabes cómo compartir?

Facebook Twitter Delicious Myspace Menéame
Los contenidos de esta web, incluidas las imágenes, están sujetos a una licencia de Creative Commons si no se indica lo contrario.
Creative Commons W3C W3C W3C
INSTITUTO ANDALUZ DEL PATRIMONIO HISTÓRICO

Sede Central:
Camino de los Descubrimientos, s/n. 41092 Sevilla
Tel. 955037000 | Fax 955037001

Centro de Arqueología Subacuática:
Balneario de la Palma. Duque de Nájera, 3. 11004 Cádiz.
Tel.956203394 | Fax.956203417