IAPH. Instituto Andaluz del Patrimonio Historico

Bienvenido

English | Español

Ayuda | Directorio | Contacto | Mapa

A+|A-

Enviar a un amigo

Imprimir

Junta de Andalucía Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico Consejería de Cultura Logo del Instituto andaluz del Patrimonio histórico

Patrimonio Inmueble de Andalucía

Búsqueda

NAVEGACIÓN
  • Informe

IDENTIFICACIÓN

Denominación: Corta del Lago
Otras denominaciones: Urium Código: 01210490020
Caracterización: Arqueológica
Provincia: Huelva
Municipio: Minas de Riotinto
Códigos relacionados

Pertenece a:
Código Denominación
01210490067 Cerro Colorado

DESCRIPCIÓN

Tipologías
Tipologías P.Históricos/Etnias
Ciudades Alto imperio romano
Poblados Edad del bronce final

Descripción

El yacimiento minero de Corta del Lago está situado en la cara norte de la Corta minera que le da nombre. Se trata de un área ocupacional sobre una de las áreas de filones mineralizados con mayor grado de explotación del entorno de Riotinto (Filón Norte), debido a la alta concentración de minerales con alta ley. Esto ha dado lugar a que se trate históricamente del lugar central de explotación de la mina. Dicha área ha sido explotada, de forma discontinua, desde al menos época protohistórica hasta nuestro tiempo contemporáneo.
Actualmente se trata de un área de ocupación diacrónica, conservada en una extensión superficial coincidente con los cortes arqueológicos efectuados en sucesivas campañas de intervención y con una potencia estratigráfica de más de nueve metros de espesor. Se encuentra ubicada al filo de la cara norte de la Corta del Lago, formando un promontorio artificial que se eleva sobre deposiciones de escorias de origen antrópico y de suelo mineral gossanizado que está siendo invadido por vegetación de tipo arbustivo.
El interior de los cortes de excavación presentan evidencias murarias arquitectónicas pertenecientes a distintas fases de habitación, dentro de un pequeño sector del que sería el original área urbanística de época altoimperial de proporciones mucho más extensas, hoy desaparecido por continuos trabajos de minería contemporánea. Dichos cortes son distintas cuadriculas de 4 x 4 metros del yacimiento, cuyo trazado corresponde a la campaña de 1977 y que sucesivamente han ido abriéndose en las distintas intervenciones de excavación hasta 1990, año de la última campaña arqueológica, quedando algunos cortes sólo planteados.
Los lienzos murarios constatados en las distintas fases de ocupación del hábitat presentan grandes similitudes constructivas, aunque pueden distinguirse los paramentos formados mediante hiladas de lajas de pizarra de las construcciones de la fase más reciente, que presenta muros construidos a base de bloques de escoria y gossan, roca mineral rica en óxidos metálicos, sobre todo hierro.
Los niveles de habitación quedan en ocasiones evidenciados por pisos formados de mineral y escoria triturada cementados, evidenciándose también estructuras de drenaje, bien para el mantenimiento de la población bien para trabajos especializados minero-metalúrgicos. Dichas fases constructivas están insertas regularizando pisos de acumulaciones de escorias que, junto a las estructuras habitacionales y de trabajo especializado minero-metalúrgico, adquieren una potencia estratigráfica entre 6 y 9 metros de espesor.
La mayor parte de esta estratigrafía constata la ocupación habitacional en época romana altoimperial, sobre todo en época Flavio-Antonina, disminuyendo durante la ocupación julio-claudia y bastante cuestionable en cuanto a un hábitat de época tardorrepublicana-augustea. Algunos restos indican la ocupación de esta área en el s. II a. C, correspondiéndose los niveles más bajos de esta potente estratigrafía con un área de producción metalúrgica evidenciada en la superposición de residuos de escorias in situ. Por ello, ha venido siendo definida como un lugar de vertidos metalúrgicos en sucesivas fases de ocupación protohistóricas, cuyos testimonios materiales han constatado la ocupación de este área desde el Bronce Final, pudiendo remontarse al Bronce Final Inicial.
El estudio tipológico del material cerámico del perfil establece el inicio de las deposiciones de escoria en el "Bronce Final Colonial de fines del s. VIII y s. VII a.C.", al aparecer material cerámico a mano de cazuelas carenadas bruñidas tipo Huelva y de vasos toscos con incisiones y digitaciones, junto con un grupo de fragmentos a torno de un ánfora fenicia (Amores, 1989). Con anterioridad, en 1980, Jones había establecido la presencia en el área de poblaciones hispano-púnicas de los siglos VII-VI a. C. que quedan enmarcadas por Amores Carredano en el s. IV a. C., constatándose además la presencia de la primera ocupación romana republicana en el s. II a. C. Fruto de la excavación sistemática de 1990 y de la revisión descriptiva del material arqueológico de la actividad de 1979, se viene defendiendo la tesis del inicio de la ocupación poblacional de los filones mineros de Riotinto con anterioridad al s. VIII a. C. Pero según Pérez Macías, en 1996, se remonta a momentos del Bronce Final Inicial de la segunda mitad del s. IX a. C y comienzos de la siguiente centuria, constatándose poblaciones del periodo orientalizante correspondientes a la segunda mitad del s. VIII o del s. VII hasta la segunda mitad del s. VI o inicios del s. V a. C, separados por un hiatus estratigráfico de las poblaciones ibéricas tardías del s. III y primera mitad del s. II a. C. En estos momentos, se establece un nuevo espacio habitacional sobre los escoriales de Corta del Lago dedicados a la producción del mineral de plata e iniciándose el beneficio del cobre. En la segunda mitad del s. I a. C., se constata la presencia de un sector poblacional que será abandonado en época de Augusto. A partir de los Julio-Claudios y sobre todo en época Flavia y Antonina, periodo de máximo esplendor, Corta Lago se convierte en el núcleo habitacional minero más importante en el que, al menos un sector de la población concreto con espacios ocupacionales especializados está dedicado al trabajo minero-metalúrgico.
En el año 1989 se publican los resultados de las intervenciones de excavación: En 1985 se constataron cuatro fases constructivas de época romana, Fases I y II correspondientes al periodo Antonino, en concreto hasta el reinado de Marco Aurelio, y al periodo Flavio respectivamente y Fases III y IV, correspondientes al periodo Julio-Claudio según Rothenberg y Pérez Macias.
En 1989, este yacimiento es interpretado por Pérez Macías en un estudio espacial del territorio como una población ubicada en un hábitat dedicado a trabajos mineros relacionado con la desaparecida Necrópolis del Stock de Gossan.
Con posterioridad, en 1998, fruto del análisis del poblamiento del área de Riotinto el yacimiento de Corta Lago es constatado como un sector de un área urbanística más amplia que se correspondería con la ciudad minera de Urium, siendo un sector habitacional donde las unidades menores de trabajo especializado se insertan junto a las unidades menores habitacionales dentro de las unidades mayores de la ciudad. Una gran parte de esta ciudad minera se extendía por el denominado Llano de los Tesoros, sector del yacimiento de Corta del Lago hoy desaparecido, y área urbanística donde se han constatado hallazgos arqueológicos de tipo monumental, como dos estatuas marmóreas relacionadas con el culto imperial y que dan testimonio de que en este sector se desarrollaba la vida pública de la ciudad, estando en relación con el centro administrativo-político-religioso del coto minero de Riotinto, según Aguilera Collado. Toda la ciudad estaba relacionada de forma directa con la explotación de los filones más ricos de Riotinto, situándose literalmente junto a las áreas de explotación minera, al pie de galerías y cuevas artificiales horadadas en las montañas para extracción de mineral, como la gran Cueva del Tabaco, trabajos mineros hoy desaparecidos que hasta hace algunos años se localizan en el perfil de la corta actual de Corta Lago, en el nivel de las jarositas, la zona más rica en metales preciosos, entre los sulfuros y la montera oxidada, en cotas inferior y superior respectivamente, según sus investigadores en el año 1989: Pérez, Gómez, Álvarez y Arias, conservándose apenas testimonio de alguna galería justo por debajo del sector excavado de Corta del Lago.


Datos históricos

Fuentes Literarias del s. XIX, como Rúa Figueroa en 1859, dan noticias descriptivas de este hábitat a tenor de los restos constructivos y de producción que eran visibles superficialmente, relacionando estas evidencias con la ciudad romana que Plinio denomina Urium. Con posterioridad, el área minera de Riotinto en la Historiografía Arqueológica es dado a conocer mediante su inclusión en la Carta Arqueológica de Huelva y su Provincia por Luzón Nogué en 1975.
El Institute for Archaeo-Methallurgical Studies, a partir de 1974, ejecuta el "Huelva Project", en el que el yacimiento de Corta Lago es incluido en su publicación en 1981, fruto de las intervenciones de prospección y sondeo arqueológicos llevadas a cabo por Blanco Freijeiro y Rothenberg. De estos trabajos y del estudio de los materiales procedentes de una limpieza de perfil realizada en el año 1975, publicado por Amores Carredano en 1989, se data cronológicamente el sitio arqueológico, ya que el estudio de la potente estratigrafía proporciona datos de la ocupación y actividad minero-metalúrgica desde el Bronce Final a época Imperial Romana.

FUENTES DE INFORMACIÓN

Información Bibliográfica

AMORES CARREDANO, Fernando. El yacimiento arqueológico de Cortalagos, Riotinto: datos para una síntesis. 1988, -.

GÓMEZ TOSCANO, Francisco; ÁLVAREZ GARCÍA, Genaro. Cuevas del Lago. Mineria extractiva antigua en Riotinto. 1988, -.

JONES, B.. The roman mines at Riotinto. 1980, -.

LUZÓN NOGUÉ, José María. Las lucernas mineras de Riotinto. 1967, -.

LUZÓN NOGUÉ, José María; RUIZ MATA, Diego. El poblado minero de Riotinto. 1970, -.

PÉREZ MACÍAS, Juan Aurelio. Mineria romana de Riotinto, Huelva. 1985, -.

ROTHEMBERG, Beno; BLANCO FREIJEIRO, Antonio. Exploración Arqueometalúrgica de Huelva: (EAH). Labor, 1981. 84-335-0014-7.

ROTHEMBERG, Beno; BLANCO FREIJEIRO, Antonio. G. A. M.. Desconocida, 1981.

RUA FIGUEROA, R.. Ensayo sobre la historia de las minas de Riotinto. Desconocida, 1859.

Información documental

Archivo de la Consejería de Cultura. Dirección General de Bienes Culturales. PÉREZ LÓPEZ, Juan Manuel; AGULERA CARRASCO, Rafael, F.; Elena Aguilera Collado; ROMERO MACÍAS, Emilio; RUIZ BALLESTEROS, Esteban, Documentación técnica para la declaración de Bien de Interés Cultural en la categoría de Sitio Histórico de la zona minera de Riotinto-Nerva en Huelva. Ficha nº: C-03. Corta del Lago.

Archivo Central de la Consejería de Cultura. Inventario de yacimientos arqueológicos de la Provincia de Huelva. Corta del Lago I, 1992.

Dirección General de Bienes Culturales y Museos. Michela GHISLANZONI; Marcos ROMERO DACAL, Documentación técnica para la inscripción en el C.G.P.H.A. como Bien de Interés Cultural, con la tipología de Zona Patrimonial, de la Cuenca Minera de Riotinto, 2011.



Compartir esto

¿Sabes cómo compartir?

Facebook Twitter Delicious Myspace Menéame
Los contenidos de esta web, incluidas las imágenes, están sujetos a una licencia de Creative Commons si no se indica lo contrario.
Creative Commons W3C W3C W3C
INSTITUTO ANDALUZ DEL PATRIMONIO HISTÓRICO

Sede Central:
Camino de los Descubrimientos, s/n. 41092 Sevilla
Tel. 955037000 | Fax 955037001

Centro de Arqueología Subacuática:
Balneario de la Palma. Duque de Nájera, 3. 11004 Cádiz.
Tel.956203394 | Fax.956203417