IAPH. Instituto Andaluz del Patrimonio Historico

Bienvenido

English | Español

Ayuda | Directorio | Contacto | Mapa

A+|A-

Enviar a un amigo

Imprimir

Junta de Andalucía Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico Consejería de Cultura Logo del Instituto andaluz del Patrimonio histórico

Patrimonio Inmueble de Andalucía

Búsqueda

NAVEGACIÓN
  • Informe
NAVEGACIÓN DE REGISTROS 1 de 2| primera imagen anterior siguiente última imagen
Imagen de Pósito Cartografía Más Bibliografía Más Información

IDENTIFICACIÓN

Denominación: Pósito
Otras denominaciones: Ayuntamiento Código: 01140590006
Caracterización: Arquitectónica, Etnológica
Provincia: Córdoba
Municipio: San Sebastián de los Ballesteros

DESCRIPCIÓN

Tipologías
Tipologías Actividades P.Históricos Cronología Estilos
Pósitos Almacenamiento agrícola Edad Moderna 1768/1771
Casas consistoriales Gestión administrativa Edad Contemporánea

Agentes
Tipo Nombre Actuación Fecha
Arquitectos de La-Hoz Arderius, Rafael Hizo el proyecto de reforma del inmueble 1967

Descripción

Es un edificio de planta rectangular, con fachada principal orientada al sur y abierta a un espacio público que es la plaza mayor. Linda, además, con la calle Cuartel al norte y al este, y con un inmueble de propiedad particular. Cabe la posibilidad de que originalmente el pósito fuera un edificio casi exento, estando en la zona posterior la cárcel, que conserva todavía bastantes elementos en pie, así como el molino del rey.

Se accede al interior del pósito a través de un pequeño vestíbulo que comunica, tras subir unos cuantos escalones, con la gran nave paralela a la línea de fachada. En origen era un gran espacio diáfano, adonde llegarían las bestias de carga para arrojar el grano a la planta baja a través de las piqueras, hoy perfectamente reconocibles en la bóveda del semisótano. En  la actualidad vemos que la planta principal, un poco por encima de la cota de la calle, debió llegar a los años sesenta del siglo XX en pésimo estado y entonces, cuando se decidió reformar el edificio, se tiró lo poco que quedaba de la cubrición y se puso una estructura de bovedillas, seguramente de ladrillo, a dos vertientes, hoy enlucida y encalada, y se colocaron unas cerchas metálicas para dar solidez a la estructura y poder soportar el tejado, cuya cumbrera es paralela a la línea de fachada. Durante esta intervención de los sesenta se instalaron techos rasos que ocultaban cerchas y bovedillas, y fueron suprimidos durante la última intervención en el año 2002, salvo en aquellas oficinas en las que se estimó que era necesario para preservar la confidencialidad. Obviamente, para crear despachos hubo que levantar tabiques; no obstante no llega a perderse totalmente la idea original del conjunto.

En un extremo de la nave existen unas escaleras modernas desde las que se accede desde el interior al semisótano, que se halla justamente debajo de la planta superior y todo a lo largo de ella. También existe en el extremo opuesto una puerta moderna que da al callejón trasero.  Es, por tanto, de planta rectangular, totalmente diáfano y de estructura bien simple, ya que únicamente presenta una gran bóveda de cañón que se sustenta sobre los muros de carga, contando con tres ventanas rasgadas que se alzan por encima del nivel de la calle para tomar luz. En ellas es posible apreciar el grosor de los potentes muros que permitían almacenar mucha carga, posiblemente no sólo en esta planta de semisótano, sino también en la superior, en la que tal vez se almacenaran otro tipo de productos. Los materiales de la parte inferior de los muros no son visibles, puesto que están enlucidos y pintados, pero a partir del arranque de las bóvedas se utilizó ladrillo puesto de canto que hoy aparece visto. De trecho en trecho, en la cúspide de la bóveda y a lo largo de ella se abrieron las piqueras que son de gran tamaño, rectangulares, y perfectamente visibles porque su recercado es de sillares de piedra.

La fachada del pósito está muy retocada. En altura sólo muestra un piso correspondiente al principal del interior. La portada, completamente renovada, marca el eje de simetría y a cada lado se abrieron ventanas sencillas que plantean serias dudas acerca de su origen, pudiendo tratarse perfectamente de vanos abiertos durante las obras de los años 60. Dos pares de contrafuertes alternan con estas ventanas y si bien están revestidos en época actual, los podemos ver en la parte trasera del pósito en su estado original, mostrando ladrillo. Son contrafuertes prismáticos y lisos, respondiendo a la finalidad práctica del edificio.

La portada, que copia la original, es de inspiración barroca y consta de un vano adintelado entre pilastras que van rematadas por placajes pinjantes y soportan un frontón partido que alberga una copia del escudo real de Carlos III. Por encima, sobre el tejado, se halla el cuerpo de ladrillo que acoge el reloj, que remata en frontón y debió ser añadido también en los años 60.


Datos históricos

El edificio ha sido fechado entre 1768 y 1771, coincidiendo el primero de estos años con la fundación de la villa, que se originó a partir de una hacienda de jesuitas. Y se supone que debió estar concluido en 1771 porque un año antes Pablo Antonio de Olavide comunicó al Consejo de Castilla que todos los edificios que se le habían encargado, atendiendo a un mandato de Carlos III que figuraba en el Fuero de las Nuevas Poblaciones, estaban concluidos.

En las proximidades hubo otras fundaciones carolinas, como Fuente Palmera y La Carlota, dentro de la provincia de Córdoba, y su finalidad era la de crear núcleos de población en territorios deshabitados que se habían convertido en nidos de bandidos que asaltaban a los viajeros y transportes de mercancías. De esta forma práctica, Carlos III, el rey reformador, quiso atajar de raíz el problema

Como otras fundaciones suyas, el frente de la plaza lo constituían tres edificios representativos ¿la iglesia, el pósito y el ayuntamiento-, como se observa también en Fuente Palmera, donde es apreciable en toda su amplitud la unión de estos inmuebles. Aquí, por tanto, en esta plaza se encuentra el núcleo de la población, su germen. En realidad, la plaza era perfectamente rectangular, pero la erección de un nuevo templo construido en la posguerra en saliente rompió esta traza regular. También hay que indicar que el arquito que une el ayuntamiento con el actual mercado, que se ha dicho que pudo ser el antiguo ayuntamiento, es de época actual.
La plaza tenía antiguamente lo que se conocía como el Jechaero o único suelo enladrillado, donde se echaba el trigo para limpiarlo antes de introducirlo en el pósito. Además de la iglesia, el pósito, cuya planta inferior es conocida como la tahona, y el ayuntamiento, formaron parte de este núcleo originario la cárcel, los portales de la carnicería y el molino del Rey

En principio, la portada ¿recordemos que no es la antigua, sino lo que parece una imitación moderna de la existente- sería barroca, atendiendo al tipo con pilastras y frontón partido.

En 1967 se llevó a cabo la gran reforma del edificio, según proyecto del arquitecto Rafael la Hoz Arderius, quien respetó en buena medida el estilo de la fachada. Por eso y por el calado de las obras que afectaron fundamentalmente a las cubiertas de la planta principal, se intuye que debió llegar en mal estado. En cuanto a las bovedillas y las cerchas metálicas que hoy quedan a la vista, es común verlas en construcciones del medio agrario en esos años, por su relativo bajo coste y su practicidad.

PROTECCIÓN

Estado Régimen Tipología Jurídica Publicado en Fecha Número Página
Inscrito CG BOJA 19/12/2007 248 6

FUENTES DE INFORMACIÓN

Información Bibliográfica

GIL PEREZ, M. D. , TORRES HIDALGO. M. , RAMIREZ MORENO, N.. Pósitos, cillas y tercias de Andalucía : catálogo de antiguas edificaciones para almacenamiento de grano. Dirección general de Arquitectura y Vivienda, 1991. 7040018.

VAZQUEZ LESMES, Juan Rafael. Paseo por San Sebastián de los Ballesteros. 1478-1479.

Información documental

Archivo de la Delegación Provincial de la Consejería de Cultura de Córdoba. Jordano Barbudo, María de los Ángeles, Inventario de Pósitos y Tercias de la provincia de Córdoba para el Expediente de inscripción Genérica Colectiva en el Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz. Ficha nº29. Pósito de San Sebastián de los Ballesteros, 2008.



Compartir esto

¿Sabes cómo compartir?

Facebook Twitter Delicious Myspace Menéame
Los contenidos de esta web, incluidas las imágenes, están sujetos a una licencia de Creative Commons si no se indica lo contrario.
Creative Commons W3C W3C W3C
INSTITUTO ANDALUZ DEL PATRIMONIO HISTÓRICO

Sede Central:
Camino de los Descubrimientos, s/n. 41092 Sevilla
Tel. 955037000 | Fax 955037001

Centro de Arqueología Subacuática:
Balneario de la Palma. Duque de Nájera, 3. 11004 Cádiz.
Tel.956203394 | Fax.956203417