IAPH. Instituto Andaluz del Patrimonio Historico

Bienvenido 10/12/2016

English | Español

Ayuda | Directorio | Contacto | Mapa web | Ayuda buscador

A+|A-

Imprimir

Enviar a un contacto

        

Aviso legal
Los datos personales del solicitante serán incluidos en un fichero de usuarios del IAPH y serán tratados de forma confidencial conforme a lo establecido en la Ley Orgánica 15/1999, de Protección de Datos de carácter personal. Si desea ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición puede dirigirse al Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico, sito en Isla de la Cartuja, Camino de los Descubrimientos s/n, 41092- SEVILLA.

Junta de Andalucía Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico Consejería de Cultura Logo del Instituto andaluz del Patrimonio histórico
Denominación:

Libro de Repartimiento de Jerez. Archivo Histórico de Jerez (Cádiz)


Datos intervención:

Registro: 69 PA/02
Anualidad: 2010
Bien: Mueble
Tipo: P. Documental/Grafico
Subtipo de intervencion: papel
Técn./Soporte: Manuscrito / Papel árabe
Propiedad/Demandante: Archivo Histórico Municipal de Jerez de la Frontera (Cádiz)
Término municipal: Jerez de la Frontera
Ámbito geográfico: Cádiz
Titularidad: Público

Identificación del bien:

Autoría: Aparicio Martínez (por orden del Concejo de Jerez)
Encuadre crono cultural: Jerez, 31 de octubre de 1338
Zona/Sector: Cádiz

Descripción:

El repartimiento de Jerez de la Frontera debió efectuarse inmediatamente después de su conquista en 1264. La repoblación llevada a cabo se hizo siguiendo el modelo de repartimiento o entrega masiva de bienes urbanos y rústicos a repobladores y demás beneficiarios de las conquistas.

Aunque esta práctica se repitió en muchas ocasiones, documentalmente sólo se han conservado seis Libros de Repartimientos aunque se tienen noticias de otros desaparecidos. Todos los conservados corresponden al reino de Sevilla. Por orden de antigüedad son los de Sevilla, Carmona, Écija, Jerez, Cádiz-Puerto de Santa María y Vejer de la Frontera.
Jerez conserva únicamente el libro del reparto urbano gracias a una copia efectuada en 1338 por el escribano Aparicio Martínez siguiendo la orden del Concejo de Jerez. El documento del reparto rústico no corrió la misma suerte y desapareció del arca del Cabildo en 1588 tras su entrega al juez de baldíos Diego de Vega.
Se cree que el Libro de Repartimiento urbano es copia directa del original, probablemente redactado entre los años 1264 y 1269.
El caserío de Jerez quedó dividido en seis collaciones: San Salvador, San Mateo, San Marcos, San Juan, San Lucas y San Dionisio, además de la Judería.
Además se distinguen el barrio del Algarbe, en el marco de la collación de San Dionisio, y el barrio de Francos formado por una serie de casas ubicadas en las collaciones de San Juan, San Marcos y San Dionisio, concedido por Alfonso X para la actividad comercial.
Los inmuebles repartidos entre la población fueron casas propiamente, distinguiendo entre buenas y malas, medianas y pequeñas o moriscas; los solares, concedidos como complemento a la casa, que se donaban en razón a la pequeñez; y los anexos de la vivienda que podían ser corrales, palomares, bodegas, almacenes, huertas y establos.
Los simples pobladores recibieron las casas más pequeñas, mientras las casas medianas o varias pequeñas fueron a parar a manos de los caballeros ciudadanos que, como se ha especificado, incluso obtuvieron edificios anejos. Donaciones similares fueron las que recibieron los soldados. Los caballeros hidalgos o del feudo percibieron las mejores casas.
Los grandes beneficiados fueron los que recibieron los donadíos entre los que se contaban miembros de la familia real, eclesiásticos, órdenes militares, nobles y servidores de la corte que habían intervenido directamente en la conquista, caballeros hidalgos o del feudo con el compromiso de prestar servicios de defensa.
La obra ha tenido, al menos, tres encuadernaciones, de las que la actual se realizó en 1964 por la encuadernadora Josefina L. Diez Lassaletta”. Se trata de una perfecta imitación de las encuadernaciones de época en su apariencia, que no en su estructura.
No sabemos si fue durante el proceso de intervención o en otra encuadernación anterior, cuando fueron trastocados los folios 109º y 120º al disponerse el bifolio en cuestión en sentido opuesto a su posición original.
Esta desafortunada intervención implicó, además, la reconstrucción material de los márgenes y la inserción de signos cabalísticos en las lagunas, siguiendo un criterio propio de la filosofía de reconstrucción imperante en la época.
Por lo tanto, original de la época sólo es el cuerpo principal de libro, confeccionado en su totalidad en papel artesanal de fabricación hispano-árabe. Se desarrolla a lo largo de 149 folios y un fragmento repartidos de manera irregular en 15 cuadernillos y varios folios y bifolios sueltos.
 

Descripción:

Conservación y restauración del Libro de repartimiento de Jerez.


Estudios realizados:

Desinsectación

Fotografía digital de alta resolución y fotografía digital  con técnicas especiales (luz rasante, macrofotografía, etc)


Diagnóstico:

Estado de conservación:

 Soporte

- Depósitos superficiales como abundante suciedad generalizada, polvo y detritus de insectos. Manchas amarillentas producidas por el almidón de la intervención anterior y abundantes restos de cascarilla de la gramínea con la que se elaboró este engrudo. Marcas de grasa de dedos en ángulo inferior de los folios.
- Múltiples deformaciones en forma de ondulaciones, arrugas y pliegues. Estas deformaciones se reproducen en todo el bloque original de folios del libro. En la intervención de los años 60 se produjeron adhesiones incorrectas de zonas agrietadas o separadas del soporte, ya que encontramos trozos desplazados de su ubicación original. Probablemente en este momento se produjo también la colocación incorrecta de 2 folios que forman pliego (el 109 y el 120) que se colocaron invertidos al volver a coser el bloque del libro.
- Alteraciones cromáticas como manchas de humedad en zona central superior de todos los folios, grasa, adhesivos, óxido y tinta. Oscurecimiento generalizado del soporte. Manchas oscuras producto de la descomposición de la piel de la encuadernación, sobre todo en las guardas.
- Pérdidas de consistencia importantes en zonas puntuales ocasionadas por el conjunto de alteraciones señaladas, como la presencia de humedad y, sobre todo, de elementos añadidos no originales que se han alterado sensiblemente con el paso del tiempo. El estado general del papel era de un aspecto excesivamente poroso, afieltrado y extremadamente débil. En las zonas impregnadas de adhesivo de la intervención de los años 60, el papel presenta un estado transparente, excesivamente rígido y con tendencia a quebrarse; todo producto del uso de un material incompatible con la obra y que ha envejecido mal.
- Alteraciones de origen biológico y microbiológico en forma de numerosas manchas rosáceas, pardas y en forma de un punteado oscuro localizadas, sobre todo, en las zonas del papel afectadas por la humedad y en las áreas impregnadas de engrudo de almidón de la intervención de los años 60. Presencia de algunas lagunas producidas por insectos xilófagos que se han alimentado del papel.
- Roturas en forma de numerosas grietas, desgarros y exfoliaciones del soporte. Múltiples roturas y zonas separadas en últimos folios del bloque.
- Abundantes lagunas repartidas por todo el bloque, especialmente en primeros y últimos folios y sobre todo en zonas de márgenes. Mutilación de los márgenes originales por uno o varios guillotinados en alguna de las reencuadernaciones que sufrió el libro. Graves mutilaciones en el último folio del bloque, que no conserva sus dimensiones originales por haber sido recortado y adherido a la primera hoja de respeto de la trasera.
Elementos Gráficos
- Ligera acción corrosiva de las tintas metaloácidas y virado a tonos parduscos o amarillentos que forman parte del envejecimiento natural de las mismas. Craqueladuras y pequeños desprendimientos de las tintas metaloácidas en zonas del soporte más deterioradas por pérdida de consistencia.
- Empalidecimiento y virado de las tintas violáceas, cuyo tono original sería el azul.
- Pérdidas de tintas por pérdida de soporte. Pérdidas de tintas por mutilación de los márgenes del libro por guillotinado.
- Alteraciones de elementos gráficos no originales: Empalidecimiento de la tinta de los sellos de tampón y traspaso a los folios cercanos.
Encuadernación
Alteraciones de las cubiertas por múltiples rozaduras, desteñido y pérdidas y lagunas, y una suciedad notable. En lo relativo a los broches, se habían perdido totalmente los machos, quedando únicamente las hembras adheridas a la tapa delantera.
Lo más destacable, sin embargo, era el avanzado estado de deterioro de la piel, con una descomposición pulverulenta del material, lo que conllevaba una difícil y arriesgada manipulación del volumen.
Aunque la costura mantenía una funcionalidad aceptable, el deterioro de los adhesivos utilizados había provocado una cristalización que acabaría por dañar seriamente tanto el pliegue de los cuadernillos como los hilos de la costura.
Por otra parte, la excesiva suciedad y los añadidos de parches imposibilitaban una correcta postura del lomo. También las cabezadas presentaban abundante suciedad y un deterioro generalizado.
 

Intervención:

Actuación:

 Cuerpo del libro:

- Pruebas de solubilidad de tintas y pigmentos, tanto originales como añadidos.
- Numeración de folios, estudio de la estructura del libro y realización de relación de cuadernillos.
- Desmontaje del libro y separación de folios.
- Limpieza en seco de la suciedad sólida superficial.
- Fijaciones temporales de archibon tissue en fragmentos sueltos de los folios.
- Fijado temporal de tintas violáceas con adhesivo acrílico en acetona aplicado con pincel.
- Eliminación de los sellos de tampón sobre mesa de succión con una mezcla de ácido acético y etanol al 50%, aclarando después con bastante agua.
- Eliminación de parches y restos de la cascarilla del almidón mediante la aplicación de humedad y acción mecánica.
- Atenuación de las consolidaciones de adhesivo no identificado por aplicación de ácido acético y agua muy caliente, aunque la insolubilidad de este material hacía imposible su completa eliminación.
- Limpieza acuosa.
- Tratamiento de desacidificación del papel mediante baño.
- Reintegración mecánica de las lagunas del soporte, con una mezcla de fibras similar al original (10% de algodón – 90% de lino). El fragmento de folio del documento original adherido a la primera hoja de respeto del final del bloque se reintegró en formato de folio completo, ya que consideramos que se trata del último folio del bloque y se debe devolver a su forma original, por lo que sería el folio nº 150.
- Reapresto o consolidación del soporte con adhesivo de almidón.
- Secado y alisado en peso (las características del papel no permite el uso de prensa).
- Eliminación del fijado temporal de tintas violáceas mediante la aplicación de acetona.
- En los folios añadidos y hojas de respeto se realizó una limpieza en seco de la suciedad sólida superficial. Se eliminaron los sellos de tampón sobre mesa de succión con una mezcla de ácido acético y etanol al 50%, aclarando después con bastante agua. También se despegaron etiquetas. Tras la limpieza acuosa se realizó un tratamiento de desacidificación del papel mediante baño. Posteriorme se reaprestó o consolidó el soporte con adhesivo de almidón. Finalmente se secó y alisó en prensa manual.
 
 Encuadernación:
Despegado de las guardas de las cubiertas, mediante acción mecánica en seco. Limpieza mecánica de las guardas y limpieza con disolventes (agua y etanol al 50%) y rehidratación. -Secado y alisado en prensa manual.
Finaliza la recuperación de las guardas con la reintegración manual de pequeñas lagunas de insectos, realizadas con pergamino estabilizado y consolidante proteínico.
 

  • Estado inicial de la obra. Encuadernación Estado inicial de la obra. Encuadernación
  • Interior del libro tras el proceso de restauración Interior del libro. Estado final

Compartir esto

¿Sabes cómo compartir?

Facebook Twitter Delicious Myspace Menéame
Los contenidos de esta web, incluidas las imágenes, están sujetos a una licencia de Creative Commons si no se indica lo contrario. Para el Banco de Imágenes, ver especificaciones.
Creative Commons W3C W3C W3C
INSTITUTO ANDALUZ DEL PATRIMONIO HISTÓRICO

Sede Central:
Camino de los Descubrimientos, s/n. 41092 Sevilla
Tel. 955037000 | Fax 955037001

Centro de Arqueología Subacuática:
Balneario de la Palma. Duque de Nájera, 3. 11004 Cádiz
Tel.956203394 | Fax.956203417