La iglesia de San Jorge

Volver

La Santa Caridad remonta su orígenes al siglo XV, dedicándose a llevar a cabo los enterramientos de los sentenciados a muerte y de los ahogados en el río. Contaba con una pequeña capilla, situada en las atarazanas de la ciudad de Sevilla, en uso hasta que fue derribada por su mal estado de conservación y amenaza de ruina a principios del siglo XVII para construir la actual iglesia.

Los planos de la nueva fábrica fueron realizados por Pedro Sánchez Falconete, finalizándose las obras en 1670. Con el nombramiento de Miguel de Mañara como Hermano Mayor en 1663, se llevó a cabo la terminación de la iglesia y la construcción del hospital entre las naves de la antigua atarazana construida por Alfonso X el Sabio en 1252, que albergaría una gran número de pobres y enfermos.

El templo cuenta con una sola nave cubierta con bóveda de cañón con lunetos y cúpula sobre pechinas en el tramo anterior al prebisterio. La nave se estructura en sotocoro y dos tramos, articulándose los espacios a través de grandes pilares de pilastras en sus frentes, rematadas con capitel corintio, sobre los que cabalga un entablamento dividido en arquitrabe, friso y cornisa, esta última muy pronunciada de la que arrancan los arcos que crean la bóveda de cañón de la nave. Las superficies de la bóveda se decoran con yeserías barrocas acartonadas, siendo las del frontal del coro y sotocoro más carnosas. Éstas se alternan en los arcos, pechinas e interior de la cúpula con pinturas murales.

 

retablopatio.pg 

 

La fachada de la iglesia  se encuentra estructurada en tres cuerpos de altura y presenta un esquema constructivo que recuerda un gran retablo. Entre sus espacios se distribuyen azulejos cerámicos que representan a La Caridad, San Jorge, La Fe, Santiago y La Esperanza.

   

iglesia_san_jorge